(Santiago, Chile) Reivindicación de ataques incendiarios

Act for free received on :11/8/18
—————————–
Una noche de julio: los automovilistas de la autopista Acceso Sur vieron
inflamarse dos bolas de fuego que se expandieron ante sus ojos. Nuestros
artefactos incendiarios funcionaron como estaba previsto, cortando el
tránsito unos instantes en la principal vía de comunicación construída
por el proyecto IIRSA-COSIPLAN en la zona centro de Chile, destinada al
tránsito de mercancias hacia/desde el sur del país.
Madrugada del 01 de agosto: una lluvia de fuego se deja caer sobre una
automotora ubicada a un costado de la autopista Vespucio Sur Express.
Las bombas incendiarias que arrojamos cayeron como material piroclástico
sobre los automóviles en venta.
Porque incendiando las calles saboteamos los canales nerviosos del flujo
mercantil.
Porque atacando automotoras dañamos las máquinas que circulan por el
cemento destruyendo el planeta como una plaga asesina. Así llevamos el
incendio hasta las propias vitrinas donde se pone en venta la mercancía
automotriz junto al sueño ciudadano del progreso sobre cuatro ruedas.
Nuestros ataques son la expresión incendiaria de nuestro deseo de ver
arder la civilización y toda forma de poder. Porque tras el dominio
civilizado se encuentra la relación de autoridad que lxs humanxs han
generado entre sí mismxs -incluso antes/fuera de la vida civilizada- y
el dominio humano sobre el resto de las especies y la naturaleza en su
conjunto.

Con cada acción anárquica contra el mundo civilizado, propagamos el
fuego de la libertad que no ha sido domesticada, respondiendo con
sabotaje a la artificialidad de la vida organizada en sociedad con sus
Estados, religiones y roles impuestos.
Actualmente el Estado chileno intenta promulgar una ley para sancionar
las conductas “anti-sociales” en pos de la civilidad. Nosotrxs, lejos de
amedrentarnos, llamamos a continuar saboteando su mundo asqueroso de
autoritarismo y civilidad.
Somos parte de esta Tierra y no somos superiores a ninguna otra forma de
vida.
Donde haya autoridad, ahí atacará nuestro fuego.
¡Solidaridad permanente con lxs prisionerxs de la guerra contra el
Estado, el capital y toda autoridad!
Solidaridad con el Machi Celestino Córdoba y lxs peñis condenados por el
asesinato de dos latifundistas en Wallmapu.
Solidaridad con lxs compañerxs Juan Aliste y Marcelo Villarroel y todxs
lxs compas que se mantienen dignxs dentro de las prisiones chilenas.
Solidaridad con lxs compas en juicio por la operaciòn Scripta Manent en
Italia y lxs compañerxs que en Grecia, dentro y fuera de las cárceles,
se niegan a rendirse y permanencen luchando.
Con Santiago Maldonado en el fuego de cada acción anarquista.
POR LA PROPAGACIÒN DEL SABOTAJE
CONTRA TODA LEY HUMANA
¡ATAQUEMOS AL PODER CON INCENDIOS Y EXPLOSIONES!
Grupo de conductas anti-sociales “Claudia López”

Comments are closed.